¿Vas a esquiar este invierno? Recomendaciones para cuidar la piel en la nieve

0
246
Closeup portrait of beautiful skier girl wearing mask and holding ski, enjoying winter holidays in Europe

Dado que la nieve actúa como reflectante de los rayos del sol, es importante proteger la piel para evitar lesiones cutáneas. Especialista en medicina estética entrega principales claves para cuidar la piel durante estas vacaciones en la montaña.

Vacacionar en la nieve se está transformando en el panorama familiar ideal para este invierno. Así lo señala la Asociación de Centros de Ski (ACESKI), entidad que informó que para este año se espera alcanzar una cantidad histórica de 1,4 millones de visitantes a los centros de esquí del país, para así disfrutar de las bondades que la cordillera nos otorga.

Sin embargo, no todo es diversión: según la Organización Mundial de la Salud (OMS), la nieve es capaz de reflejar los rayos solares hasta en un 80%, lo cual la hace tanto o más peligrosa que otras superficies como la arena o la espuma. “La nieve actúa como espejo de los rayos UV, pudiendo producir manchas como léntigos solares o queratosis, además de aumentar el daño solar y la formación de arrugas”, explica el doctor Martín Rampone, especialista en medicina estética y director médico de Clínica Estétika Médica.

Por ello, la protección del cutis debe estar dentro de las medidas de seguridad a considerar en una salida a la nieve. El doctor Rampone entrega cuatro recomendaciones para cuidar la piel y evitar daños graves producidos por el sol, el frío y el viento de la cordillera:

  1. Limpiar el rostro dos veces al día: “Tanto en la mañana y como en la noche se deben utilizar productos de limpieza facial acordes al tipo de piel de cada persona, ya sea mixta, grasa, seca o sensible”, afirma Rampone.
  2. Hidratar: El viento y el frío también son factores que dañan la piel, ya que la deshidratan, haciendo que se descame y agriete. Estas consecuencias pueden agravarse en pieles sensibles o con rosácea, ya que tienden a deshidratarse más. El especialista en medicina estética señala que para evitar estos daños, se deben aplicar cremas hidratantes o consumir alimentos que contengan un porcentaje significativo de agua.
  3. Aplicar bloqueador solar 30 minutos antes de exponerse al sol: “En caso de realizar deporte con la misma frecuencia que en la playa, se debe optar por un protector FPS+50 y aplicarlo cada 3 o 4 horas. Esto va a evitar que la piel se dañe”, aconseja el director médico de Clínica Estétika Médica.
  4. Usar vestimenta adecuada: Además de la ropa típica de montaña, es necesario utilizar
    guantes o calcetines para nieve, ya que las manos y pies son zonas susceptibles de sufrir daño por el frío.

Rampone advierte que es fundamental ir a la nieve con la protección adecuada, dado que si se llega a dañar la piel y además este daño no se cuida, se puede desarrollar melanoma o cualquiera de los tipos de cáncer de piel que existen. “Quienes van de vacaciones a la nieve deben comprender que el riesgo de practicar un deporte en la montaña también se relaciona con nuestra piel”, concluye.